Los equipos de refrigeración, como los aires acondicionados, no suelen perjudicar directamente la salud si se utilizan correctamente y si se realizan los mantenimientos que se necesitan. El aire acondicionado puede tener efectos tanto positivos como negativos en la salud, dependiendo de cómo se usen.

Hay que tener en cuenta ciertos criterios para que los equipos de refrigeración no puedan perjudicar la salud de las personas.

Mantenimiento inadecuado

Un mal mantenimiento de los sistemas de refrigeración puede provocar la acumulación de polvo, suciedad y humedad, lo que puede favorecer el crecimiento de moho, bacterias y ácaros en los filtros y los conductos. Esto podría afectar la calidad del aire interior y desencadenar problemas respiratorios en algunas personas, especialmente aquellas con alergias o asma.

Temperaturas adecuadas

Las temperaturas extremadamente frías generadas por algunos equipos de refrigeración, especialmente en entornos cerrados, pueden causar problemas de salud como resfriados, congestión nasal y sequedad en la piel. Es por eso que deberemos poner una temperatura adecuada para evitar problemas de salud.

Refrigerante

Los sistemas de refrigeración utilizan refrigerantes químicos que pueden ser perjudiciales para la salud y el medio ambiente si se escapan o se manejan incorrectamente. Sin embargo, la mayoría de los refrigerantes modernos están diseñados para ser seguros cuando se utilizan correctamente.

Mala calidad del aire

La mala calidad del aire interior debido a sistemas de refrigeración defectuosos o que no han tenido un buen mantenimiento pueden perjudicar a las personas en varios síntomas como dolores de cabeza, fatiga, irritación de los ojos, nariz y garganta, entre otros.

Beneficios para la salud

En climas cálidos, el aire acondicionado puede ayudar a prevenir el golpe de calor y la deshidratación al mantener una temperatura fresca y cómoda en interiores.

Puede reducir la cantidad de polvo, polen y otros alérgenos en el aire al filtrarlos, lo que beneficia a las personas con alergias respiratorias.

En entornos muy húmedos, puede ayudar a controlar el crecimiento de moho y ácaros del polvo, lo que es beneficioso para las personas con alergias o asma.

Posibles efectos negativos

El aire acondicionado puede secar el aire en interiores, lo que puede causar sequedad en la piel y las membranas mucosas, y empeorar los síntomas de alergias y asma en algunas personas.

Conclusión

En resumen, si se instalan y mantienen correctamente, los equipos de refrigeración generalmente no perjudican la salud. Sin embargo, es importante realizar un mantenimiento regular y limpieza de filtros, y ajustar las temperaturas de manera adecuada para minimizar cualquier riesgo potencial para la salud. 

Desde expertClima te recomendamos tomar algunas medidas para minimizar los posibles efectos negativos del aire acondicionado en la salud. Te recomendamos mantener el equipo instalado siempre limpio y con un buen mantenimiento, establecer temperaturas moderadas, usar humidificadores para contrarrestar la sequedad del aire.

Por Mark